Nuestra Historia

Conectado Aprendo nace como un sueño de un grupo de mujeres jóvenes y universitarias en Abril de 2020, a comienzos de la pandemia COVID19 y en un escenario muy adverso e incierto. Conoce aquí más de los pasos que hemos dado para consolidarnos como un gran programa.

Ellas querían hacer clases online y personalizadas a los niños, niñas y adolescentes de nuestro país que se estuvieran viendo perjudicados por el cierre de los colegios. Fue así como comenzaron con un modelo sencillo y exploratorio, invitando a amigas a ser parte de este voluntariado en el que las ponían en contacto con NNA de sectores vulnerables.

El primer mes, tanto la oferta como la demanda superó todas las expectativas, y ya con más de 100 estudiantes y 200 tutores inscritos, decidieron conformar un equipo más robusto y con mayor estructura organizacional, distinguiendo para ello 3 pilares madres que serían la hoja de ruta de toda la operación. 

100

Estudiantes

200

tutores inscritos

Así se empezó a recorrer un camino en el que se sumaron muchos actores.

Fue un año intenso, de numerosos encuentros que enriquecieron la mirada y permitieron concluir el año con más de 700 vinculaciones realizadas (700 estudiantes y 700 tutores), y con nuestro camino hacia la consolidación muy bien trazado: para el control de gestión y seguimiento, fuimos por la creación de nuestro propio Software, uno que facilitara las sesiones entre estudiante-tutor.

700 estudiantes inscritos

700 tutores inscritos

Mientras que para responder a nuestro valor agregado, decidimos vincularnos al laboratorio de investigación educacional Emelab de la Pontificia Universidad Católica, para que fueran expertos quienes realizaran las sesiones para el ejercicio, promoción y desarrollo de las habilidades.

Contáctanos

Te invitamos a escribirnos para saber más sobre el proyecto o enviar tus consultas.

Suscríbete

Podrás recibir novedades de Conectado Aprendo.